Luis Ángel Maté debutó en el Tour de Omán en una jornada con mucho estrés marcada por el viento. El Cofidis casi se llevó la victoria en un sprint final dominado por Kristoff (UAE-Team Emirates). Bouhanni, la baza de los franceses en la etapa de hoy fue tercero justo por detrás de su compatriota Coquard (Vital Concept-B&B Hotels) y del noruego, que es el primer líder de la prueba. Por su parte, el marbellí acabó satisfecho porque Jesús Herrada -el corredor destinado a hacer una buena general- no perdió tiempo y el equipo estuvo cerca de ganar.

“Hoy ha sido un día realmente tenso. Todo el día corrimos junto al mar y el viento estuvo muy presente. Eso provocó muchos nervios en el pelotón, así que estamos contentos por haber salvado el día. Ha sido una lástima quedarnos cerca de la victoria pero Nacer va a tener más oportunidades en los próximos días. Así que ahora solo queda seguir trabajando como lo estamos haciendo para ver si podemos conseguir algo bonito en Omán”.